Cáncer De Estómago: Tipos, Síntomas, Causas, Etapas Y Tratamientos.

El cáncer de estómago comienza cuando se forman células cancerosas en el revestimiento interno de su estómago, estas células pueden crecer en un tumor. También llamado cáncer gástrico, la enfermedad generalmente crece lentamente durante muchos años.

¿Que es el cáncer de estómago?

cáncer de estómago

Es una enfermedad en la que se forman células cancerosas malignas en el revestimiento del estómago, puede desarrollarse en cualquier parte del estómago, un órgano con forma de J en la parte superior del abdomen, donde comienza la digestión antes de que los alimentos pasen a los intestinos. Se piensa que se desarrolla lentamente durante muchos años.

Cuando los músculos del estómago descomponen los alimentos, los jugos gástricos se liberan de las glándulas de la mucosa, que es la capa interna del estómago, convierten la comida en un líquido espeso y los nutrientes de esta se absorben a través de las paredes del intestino delgado hacia el torrente sanguíneo.

Síntomas del cáncer de estómago

Hay varios síntomas asociados como también existen en muchas otras afecciones menos graves, el cáncer gástrico puede ser difícil de reconocer al principio, es por esta razón que muchas personas no son diagnosticadas hasta que la enfermedad ya está avanzada.

Los primeros síntomas pueden incluir:

  • Una sensación de estar muy lleno durante las comidas.
  • Dificultades para tragar, conocidas como disfagia.
  • Sentirse hinchado después de las comidas.
  • Eructos frecuentes.
  • Acidez.
  • Indigestión que no desaparece.
  • Dolor de estómago o dolor en el esternón.
  • Vómitos, que pueden contener sangre.

Los siguientes signos y síntomas deben considerarse urgentes en personas con mayor riesgo de desarrollar cáncer de estómago:

  • Disfagia.
  • Indigestión, combinada con pérdida de peso inesperada, vómitos o anemia, así como fatiga y dificultad para respirar.

Las personas mayores de 55 años que desarrollen indigestión persistente deben consultar a su médico.

Las personas que desarrollan indigestión y tienen al menos uno de los siguientes en su historial médico también deben consultar a un médico:

  • Un pariente cercano que tiene / tuvo cáncer de estómago.
  • Esófago de barret.
  • Displasia, o una colección anormal de células precancerosas típicas.
  • Gastritis, o inflamación del revestimiento del estómago.
  • Anemia perniciosa, donde el estómago no absorbe la vitamina B12 adecuadamente de los alimentos
    un historial de úlceras estomacales.

Cuando el cáncer de estómago se hace más avanzado, los siguientes signos y síntomas suelen ser más evidentes:

  • Acumulación de líquido en el estómago, que puede hacer que el estómago se sienta “abultado”.
  • Anemia.
  • Heces negras que contienen sangre.
  • Fatiga.
  • Pérdida de apetito.
  • Pérdida de peso.

Etapas del cáncer de estómago.

Después de someterse al diagnóstico, su médico determinará en cuál de las siguientes etapas caerá su cáncer de estómago.

Etapa 0 (Carcinoma in Situ)

Hay células precancerosas altamente anormales en la mucosa, pero no se han diseminado a otras capas del estómago ni a los ganglios linfáticos cercanos.

Etapa I: El cáncer se ha formado en el revestimiento interno de la mucosa (capa más interna) de la pared del estómago. La etapa I se divide en la etapa IA y la etapa IB, según dónde se haya diseminado el cáncer.

Etapa IA: El cáncer se ha movido hacia una de las siguientes capas del estómago, como la submucosa, pero no los ganglios linfáticos cercanos.

Etapa IB: El cáncer se ha movido hacia una de las siguientes capas del estómago y hacia uno o dos ganglios linfáticos cercanos.

Etapa II: El cáncer se ha diseminado a los ganglios linfáticos cerca del estómago o la capa muscular principal.

Etapa IIA: Se ha diseminado a la subserosa (capa de tejido junto a la serosa) de la pared del estómago o se diseminó hasta la capa muscular de la pared del estómago y se encuentra en 1 o 2 ganglios linfáticos cerca del tumor o puede haberse diseminado a la submucosa (capa de tejido cerca de la mucosa) de la pared del estómago y se encuentra en 3 a 6 ganglios linfáticos cerca del tumor.

Etapa IIB: Se ha diseminado a la serosa (capa más externa) de la pared del estómago, se ha diseminado a la subserosa (capa de tejido junto a la serosa) de la pared del estómago y se encuentra en 1 o 2 ganglios linfáticos cerca del tumor o se diseminó hasta la capa muscular de la pared del estómago y se encuentra en 3 a 6 ganglios linfáticos cerca del tumor o puede haberse diseminado a la submucosa (capa de tejido cerca de la mucosa) de la pared del estómago y se encuentra en 7 o más ganglios linfáticos cerca del tumor.

Etapa III: El cáncer se ha diseminado a través del músculo y hasta los ganglios linfáticos pero no a ningún órgano, o puede estar en un tejido cercano pero no en ningún ganglio linfático

Estadio IIIA: El cáncer se ha diseminado a: la capa serosa (más externa) de la pared del estómago y se encuentra en 1 o 2 ganglios linfáticos cerca del tumor, la subserosa (capa de tejido junto a la serosa) de la pared del estómago y se encuentra en 3 a 6 ganglios linfáticos cerca del tumor o la capa muscular de la pared del estómago y se encuentra en 7 o más ganglios linfáticos cerca del tumor.

Estadio IIIB: El cáncer no ha crecido tanto como el cáncer de estómago en estadio IIIA, pero se ha diseminado a más de 16 ganglios linfáticos. Ha comenzado a alcanzar órganos y estructuras cercanas.

Estadio IIIC: El cáncer ha crecido a través de la mayoría de las capas del estómago y se ha diseminado a más de 16 ganglios linfáticos o se ha diseminado a órganos y estructuras cercanos y hasta 15 ganglios linfáticos.

Etapa IV: El cáncer se ha diseminado a sitios distantes, sin embargo, puede o no haberse propagado a los ganglios linfáticos cercanos.

Si bien esta no es una lista exhaustiva de los criterios utilizados para clasificar los cánceres de estómago, proporciona una imagen de cómo un oncólogo calificará el desarrollo de un tumor.

¿Qué causa el cáncer de estómago?

Su estómago (junto con el esófago) es solo una parte de la sección superior de su tracto digestivo. El estómago es responsable de digerir los alimentos y luego mover los nutrientes al resto de sus órganos digestivos, es decir, los intestinos delgado y grueso.

El cáncer de estómago ocurre cuando las células normalmente sanas en el sistema digestivo superior se vuelven cancerosas y se vuelven fuera de control, formando un tumor, este proceso ocurre lentamente y tiende a desarrollarse durante muchos años.

Factores de riesgo de cáncer de estómago.

El cáncer de estómago está directamente relacionado con los tumores en el estómago, sin embargo, hay algunos factores que podrían aumentar su riesgo de desarrollar estas células cancerosas. Estos factores de riesgo incluyen ciertas enfermedades y afecciones, como:

  • Linfoma (un grupo de cánceres de sangre).
  • Infecciones bacterianas por H. pylori (una infección estomacal común que a veces puede provocar úlceras).
  • Tumores en otras partes del sistema digestivo.
  • Pólipos estomacales (crecimientos anormales de tejido que se forman en el revestimiento del estómago).

El cáncer de estómago también es más común entre:

  • Adultos mayores, usualmente personas de 50 años o más.
  • Hombres.
  • Fumadores.
  • Personas con antecedentes familiares de la enfermedad.

Si bien su historial médico personal puede afectar su riesgo de desarrollar cáncer de estómago, ciertos factores del estilo de vida también pueden jugar un papel importante. Es posible que tenga más probabilidades de tener cáncer de estómago si:

  • Come muchos alimentos salados o procesados.
  • Come demasiada carne.
  • Tiene un historial de abuso de alcohol.
  • No hace ejercicio.
  • No almacena o cocina los alimentos adecuadamente.

Es posible que desee considerar hacerse una prueba de detección si cree que está en riesgo de desarrollar cáncer de estómago. Las pruebas de detección se realizan cuando las personas están en riesgo de contraer ciertas enfermedades pero aún no muestran síntomas.

Diagnóstico del cáncer de estómago

Las personas con algunos de los signos y síntomas de cáncer de estómago deben consultar a su médico tan pronto como sea posible.

El médico le preguntará al paciente acerca de sus síntomas, antecedentes familiares e historial médico, así como opciones de estilo de vida, como hábitos alimenticios o fumar, también realizarán un examen físico para verificar si hay sensibilidad estomacal o bultos.

Si el médico sospecha un posible cáncer de estómago, el paciente será remitido a un especialista para que le realicen pruebas.

Las medidas de diagnóstico pueden incluir lo siguiente:

Examen gastroscópico

Un especialista examina el interior del estómago del paciente con una cámara de fibra óptica. Se pueden tomar algunas muestras de tejido si el médico sospecha de cáncer, esto se llama una biopsia.

Escaneo de ultrasonido

Si se sospecha cáncer en la parte superior del estómago, el especialista puede realizar este tipo de exploración.

Radiografía de bario

En un estudio de ingestión de bario, el paciente ingiere un líquido que contiene bario, esto ayuda a identificar el estómago durante una radiografía.

Laparoscopia

El especialista puede querer mirar dentro del abdomen con más detalle para determinar cuánto se ha propagado el cáncer. En un procedimiento llamado laparoscopia, se coloca al paciente bajo anestesia general y se inserta un laparoscopio, un tubo delgado con una cámara al final, a través de una pequeña incisión en la parte inferior del estómago.

Tomografía computarizada

Esta exploración toma una serie de imágenes radiográficas del interior del cuerpo. Las imágenes ayudan al especialista a determinar qué tan avanzado está el cáncer y a qué parte del cuerpo se ha diseminado, también ayudan al médico a decidir el tratamiento más adecuado.

Tipos de tratamiento para el cáncer de estómago

tratamientos para el cáncer de estómago

Existen diferentes tipos de tratamientos disponibles para pacientes con cáncer gástrico, algunos son estándar (el tratamiento utilizado actualmente) y otros se están probando en ensayos clínicos.

Se utilizan cinco tipos de tratamiento estándar:

Cirugía

La cirugía es el tratamiento más común para el cáncer gástrico, y generalmente se realiza una gastrectomía, si el cáncer se detectó a tiempo, el cirujano puede extirpar solo una parte del estómago, lo que se denomina gastrectomía parcial o subtotal. Si se extirpa todo el estómago, esto se denomina gastrectomía total.

Después de una gastrectomía, la nutrición se convierte en un problema. Para aquellos que han tenido una gastrectomía parcial, se puede reanudar una dieta bastante normal después de la curación, pero para los pacientes que han tenido una gastrectomía total, se deben hacer ciertos cambios porque la comida ahora irá directamente del esófago al intestino delgado. Un ejemplo es la suplementación con vitaminas, una inyección mensual de vitamina B12 puede ser necesaria ya que no puede ser absorbida por la dieta.

Para ayudar con la digestión y la comodidad, los dietistas pueden sugerir una dieta apropiada, muy probablemente alta en proteínas y baja en azúcar, también recomendarán comidas pequeñas y frecuentes en lugar de tres comidas diarias.

Algunas personas con gastrectomía total experimentan el síndrome de dumping, que incluye náuseas, vómitos, calambres, diarrea y mareos, esto se debe a que los alimentos entran al intestino demasiado rápido, sin el beneficio de que los ácidos del estómago se descompongan, comer comidas más pequeñas con más frecuencia puede ayudar a reducir esta molestia.

Quimioterapia

La quimioterapia consiste en tomar medicamentos para combatir el cáncer. En el cáncer de estómago, la quimioterapia es generalizada o sistémica, y generalmente se toma por vía intravenosa, pero en algunos casos se puede administrar por vía oral.

Debido a que la quimioterapia circula por todo el cuerpo, la mayoría de los sistemas corporales se ven afectados por el tratamiento. Los efectos secundarios incluyen:

  • Diarrea.
  • Fatiga.
  • Perdida de cabello.
  • Mayor riesgo de infecciones.
  • Úlceras de boca.
  • Náuseas y vómitos.

Terapia de radiación

La radioterapia es un tratamiento externo para matar las células cancerosas, se dirige directamente a los tumores en un esfuerzo por reducirlos. La radioterapia se puede hacer antes de la cirugía en algunos casos para reducir el tamaño del tumor.

Varios efectos secundarios son típicos e incluyen:

  • Disminucion del apetito.
  • Diarrea.
  • Fatiga.
  • Náuseas y vómitos.
  • Piel roja y seca en el sitio de radiación.

Parece que algunos casos de cáncer de estómago podrían prevenirse. Algunas personas de Japón, que tienen la tasa más alta, disminuyen sus posibilidades de desarrollar cáncer cuando se mudan a un área con una tasa más baja, esto sugiere que los factores ambientales están involucrados.

Los factores de riesgo mencionados anteriormente, incluida la dieta, pueden proporcionar una pista de cómo podríamos reducir nuestras posibilidades de desarrollar cáncer:

  • Deja de fumar.
  • Coma una dieta saludable y balanceada que incluya porciones regulares de frutas y verduras frescas.
  • No abuses del alcohol.

Sea consciente de los factores de riesgo y asegúrese de hablar con su médico sobre cualquier inquietud o síntoma.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *